El portal de salud que resuelve tus dudas

Entender la demencia y sus síntomas para lograr un diagnóstico precoz

La demencia es un término general que describe un deterioro de la capacidad mental lo suficientemente grave como para interferir en la vida diaria. La enfermedad de Alzheimer representa entre el 60 y el 80% de los casos, mientras que la demencia vascular es el segundo tipo más común. “Sin embargo, existen muchas otras enfermedades o trastornos que pueden provocar síntomas de demencia, entre ellas algunas reversibles, como los problemas de tiroides y las deficiencias de vitaminas”, explica nuestra neuróloga, la Dra. María José Gil Moreno.

La demencia está causada por el deterioro de las células del cerebro y las distintas demencias están relacionadas con el daño que se produce en ellas, en regiones específicas del cerebro. “Por ejemplo, en la enfermedad de Alzheimer los altos niveles de determinadas proteínas dentro y fuera de las células del cerebro dificultan que se mantengan sanas y se comuniquen entre sí. La región del cerebro denominada hipocampo es el centro del aprendizaje y la memoria. Las células del cerebro de esa región suelen ser las primeras en dañarse. Esa es la razón por la cual la pérdida de la memoria es uno de los primeros síntomas del Alzheimer”.

Neurología

¿Cuáles son los síntomas y signos de alarma?

Aunque los síntomas de la demencia pueden variar mucho, al menos dos de las siguientes funciones mentales deben verse afectadas significativamente para que se considere un caso de demencia:

  • Comunicación y lenguaje.
  • Capacidad para concentrarse y prestar atención.
  • Razonamiento y juicio.
  • Percepción visual.

Existen varios signos de alarma que hay que tener en cuenta, como los cambios de memoria que entorpecen la vida cotidiana, dificultad para planificar, resolver problemas, realizar tareas habituales en casa, en el trabajo o en las actividades de tiempo libre, desorientación en tiempo o lugar, problemas con el uso de palabras, colocación de objetos fuera de lugar, pérdida de iniciativa y cambios de humor o personalidad.

¿Por qué es importante el diagnóstico precoz de la demencia?

“No existe una única prueba para determinar si una persona tiene demencia”, explica la Dra. María José Gil Moreno. “Los neurólogos podemos diagnosticar la enfermedad de Alzheimer y otros tipos de demencia en función de una historia clínica detallada, una evaluación física, pruebas de laboratorio y los cambios característicos en el razonamiento, el funcionamiento diario y el comportamiento asociados con cada tipo de demencia”.

El diagnóstico precoz es importante porque “permite establecer planes a largo plazo dirigidos al tratamiento del paciente y al apoyo emocional, económico y físico de cuidador, así como para estudios de investigación de las etapas iniciales de la enfermedad”.

En cuanto al tratamiento, dependerá de la causa. En los casos de demencias más progresivas, como la enfermedad de Alzheimer, no existe una cura ni un tratamiento que retrase o detenga su avance. Sin embargo, hay tratamientos farmacológicos que ayudan con los síntomas temporalmente. También las terapias no farmacológicas pueden aliviar algunos síntomas de la demencia.

Por último, la prevención de la demencia continúa siendo un reto complejo, apunta nuestra neuróloga, “pero lo cierto es que ya hay pruebas de que podemos reducir sus efectos hasta en un 40% de los casos si seguimos una serie he hábitos saludables. Por ello, se recomienda realizar ejercicio regular, así como mantener conexiones sociales para mantener activas nuestras funciones cerebrales”.

 

 

Contenido validado por la Dra. María José Gil Moreno, facultativo del Servicio de Neurología del Hospital Universitario de Torrejón



¿Quieres saber más sobre este tema?

Déjanos tus datos y te mandamos información.

   

AGENDA | Próximos eventos de Neurología

  • No hay eventos próximos en esta especialidad